En 1985 la Generalitat de Cataluña impulsó el Pacto Cultural, por el que los políticos establecían que la cultura debía ser el puente de entendimiento entre izquierdas y derechas. La cultura era destinada a administrar el discurso de la nueva democracia. Unos querían el relato del país; los otros, el relato de la capital. La […]